_MG_4756-min

Supermercados Sangüi cerraron el pasado ejercicio 2017 con un crecimiento en sus secciones de perecedero. Así lo demuestra el balance anual de la cadena donde destaca un año más la confianza que sus clientes depositan en sus fruterías, charcuterías y carnicerías.

El aumento más significativo se ha registrado en la sección de charcutería al corte, que ha crecido casi un 15%. Por detrás se sitúa la sección de frutería, cuyas ventas han crecido alrededor de un 2%. En tercer lugar está la sección de carnicería, en la que se han producido un aumento en ventas cercano al 1%

Estos porcentajes son el resultado de la estrategia de Sangüi de apostar por las secciones de frescos, una de las más valoradas por sus clientes, a través de la formación de los profesionales que las atienden, incorporando productos y nuevas referencias y mejorando la imagen visual de estos espacios.

La dirección de la cadena ha expresado su satisfacción por este balance, ya que las secciones de frescos son una de las principales apuestas de la cadena. Además, han destacado la importancia de que estos aumentos se hayan producido de forma consecutiva durante los tres últimos años.

Sangüi cuenta actualmente con una superficie de ventas cercana a los 16.000 metros cuadrados distribuidos en 28 supermercados en la Región de Murcia.